NO A LA SAL COMÚN

La sal es uno de los condimentos estrella de de la cocina, si bien es fundamental una ingesta moderada para nuestra salud, es esencial tomarla de calidad para evitar que perjudique al organismo.
Una sal que haya sido refinada, tratada con químicos o aditivos para blanquearla, por ejemplo, puede ser muy perjudicial para nuestro cuerpo.
Muchas personas no saben realidad qué sal están tomando y es importante saber que sal de mesa común refinada está compuesta en un 99,99% de cloruro de sodio y el resto de su composición es agregado de yodo para que el cloruro pueda ser ingerido y destroxa, que no deja de ser una forma de azúcar. 
Ingerir una cantidad moderada de sal marina de calidad, no tratada con químicos ni aditivos, es fundamental para el buen funcionamiento del organismo, 
Entre los beneficios de tomar una sal marina no refinada se destaca una mejora en el drenaje de toxinas, eleva la vitalidad, favorece el funcionamiento de los riñones, mejora la sexualidad y favorece la concentración. 
Sin embargo, las principales consecuencias de condimentar los platos con sal común refinada pueden ser problemas de hipertensión, endurecimiento de los vasos sanguíneos, molestias menstruales o sensación de agotamiento.
Beneficios de la SAL MARINA AQUÍ!

Extracto de artículo de ABC (Por Patricia Restrepo, directora del IME y experta en nutrición). Artículo orginal AQUÍ
 

Compartir este contenido por

Artículos relacionados

evitá una intoxicación
alimentos vitales y nutritivos
Un alimento a incorporar